Destacados, Destacados RDS, Entrevistas

“El gobierno de Bolsonaro está fraccionado en liberales, militares y antigobalistas”

braarg

Jair Bolsonaro y Mauricio Macri tuvieron su primera reunión bilateral desde la asunción del mandatario brasilero. En un contexto de fuerte incertidumbre Brasil y Argentina intentaron acercar posiciones y debatieron sobre el futuro del Mercosur y las características de la relación comercial.

En este marco, Resumen del Sur dialogó con Esteban Actis, Doctor en Relaciones Internacionales, quien dijo que este primer encuentro “fue para conocer interlocutores” y aseguró que “Bolsonaro es para Macri una incógnita, un desafío, una amenaza y una oportunidad“. También analizó el rol que tendrá Brasil en la crisis en Venezuela.

 

¿Qué análisis haces de la reunión en Brasilia?

Como siempre suele pasar, los comunicados diplomáticos poco representan los acuerdos en el más alto nivel. Yo creo que Bolsonaro representa para Macri una incógnita, una oportunidad, un desafío y una amenaza. La incógnita es en relación a conocer quién es Bolsonaro. El gobierno de Macri como muchos gobiernos latinoamericanos, se están desayunando con cuáles son sus interlocutores. Y el gobierno de Bolsonaro es un gobierno fraccionado con muchos sectores, el antiglobalista que piensa que hay un complot marxista en el mundo de orden liberal encabezado por su canciller, una composición militar fuerte que ha tenido una regresión tradicionalista y un componente liberal en la economía. Por eso, este viaje fue introspectivo, para conocer interlocutores.

Brasil le va a dar escasa prioridad al Mercosur tal como está Click To Tweet

 

Por otro lado, la amenaza está vinculada con la agenda externa. Bolsonaro intenta avanzar en un alineamiento con Estados Unidos y pretende ser su interlocutor en la región. Ese lugar lo venía ocupando Macri y desde una relación más interpersonal con Donald Trump. Bolsonaro tiene otros interlocutores muy fuertes en Estados Unidos y eso es una amenaza para la estrategia externa. La oportunidad que tiene Macri es mostrarse como una derecha moderna, liberal y que salga de la extrema derecha nacionalista que propone el nuevo gobierno brasileño, que no es una particularidad de Brasil, sino una tendencia mundial y ahí Macri puede construir vínculos de otra manera. Más allá de la relación con Trump, Macri desearía ser Macron. Y el desafío justamente es no volverse Macron en este momento.

 

¿Qué lugar le va a dar Brasil al Mercosur que quiere Macri?

Brasil le va a dar escasa prioridad al Mercosur tal como está. Pablo Guedes y los sectores industriales están pensando en modificar el Mercosur, romper la unión aduanera y crear una zona de libre comercio para que cada una de las partes pueda negociar acuerdos. Ahora bien, esta situación tiene ganadores y perdedores. En Brasil ya casi que no quedan perdedores porque el sector industrial que tenía un cierto grado de protección no es tan grande. En Argentina es más complicado porque nuestra principal plataforma de exportación de productos manufacturados, de origen industrial, es Brasil y era el Mercosur. Sin eso quedamos más reprimarizados de lo que estamos, y ahí la complejidad que tiene Argentina es el tamaño a la escala de mercado. Con un Mercosur flexible puede ser más eficiente y tener un mejor modelo de importación que el que tenemos, pero en términos de nuestra estructura productiva es una llamada de atención porque en este mundo de suplantar esto es muy difícil.

Bolsonaro fue la lápida del acuerdo Marcosur-UE Click To Tweet

No es lo mismo una Unión Adunera Imperfecta pero flexible que una zona de libre comercio. ¿La primera beneficia a Argentina y la segunda a Brasil?

Totalmente. El tema es que el Mercosur siempre ha tenido a Brasil como principal fuerza centrifuga y centrípeta. Lo que se sabe es que Brasil quiere ir por una zona de libre comercio y hay funcionarios argentina, Dante Sica por ejemplo, que es un conocedor del mercado brasileño, que no están de acuerdo con esto. Hay otros que sí y coquetean con que Argentina sea Chile, con una economía abierta con dos o tres sectores dinámicos y comprando al mejor postor que nos ofrezca el precio más barato. Ese modelo puede tener beneficios con las importaciones, es muy complejo por las características de la economía argentina.Por eso, seguir esta idea de Brasil de flexibilizar el Mercosur seria un error.

 

Macri sigue promocionando los beneficios de un acuerdo con la Unión Europea. ¿Esto es prioridad para Brasil?

No esta ni en las prioridades de Brasil ni en las prioridades de la Unión Europea. Si vos le decís a tu interlocutor que el país mas importante quiere flexibilizar el Mercosur, ¿cuál es el incentivo de firmar un acuerdo entre bloques en donde tenes que negociar con varias partes? Todo avance en la fleixbilización del Mercosur aleja la posibilidad de un acuerdo con la Unión Europea. La asunción de Bolsonaro fue la lapida de este acuerdo.

 

Venezuela también estuvo en la agenda. Por el momento es solo retórica, ¿Brasil puede ir más allá?

Brasil va a volver a tener un rol protagónico sobre Venezuela que, salvo el interregno de Michel Temer y el corto segundo mandato de Dilma Rousseff, en los gobiernos de Lula y el primero de Dilma siempre lo tuvo, con otro enfoque ideológico pero tuvo una participación directa. La lógica de Brasil como país más importante de la región no dejar que se resuelva lo que pase en Venezuela sin su participación. El rol de Temer en el Grupo de Lima fue casi secundario y Bolsonaro, con una lógica más violenta y militarista será dejar los grises y terminar definitivamente con el gobierno de Nicolás Maduro. Ahí habrá una alianza muy fuerte con Estados Unidos y la presión diplomática, política y militar será una opción. También hay que decir que los intereses en Venezuela de muchos actores, inclusive norteamericanos, es muy fuerte. No es tan sencilla una salida venezolana que no se negocie previamente, hay potencias con sus intereses puestos en el país como China y Rusia y, siempre digo que en el caso que Venezuela defoltee será la primera vez en Latinoamérica que un default tenga como correlato que el principal acreedor va a ser un actor extraregional como China, ni Estados Unidos ni el mercado privado de capitales. La situación es hipercompleja, pero está claro que Bolsonaro querrá romper con el estatus quo para que maduro deje el poder.

 

 

 

19 enero, 2019

Sobre el Autor

Augusto Taglioni

Director de Resumen del Sur, periodista. Mar del Plata