América Latina, Destacados, Destacados RDS, Entrevistas, Politica y Religión

“Nunca hemos un tenido un presidente tan tonto y sin capacidad de dirección como Bolsonaro”

 

boff

Leonardo Boff es teologo, escritor y profesor. A sus casi 80 años, es uno de los intelectuales más consultados, no solo para analizar la relación de la religión con los pueblos, o por su cercanía al Papa Francisco, sino porque también es una voz autorizada para opinar sobre la realidad política de Brasil y la región.

Resumen del Sur lo consultó para hablar sobre el electo presidente Jair Bolsonaro y el impacto que puede tener un gobierno de extrema derecha de estas características para las democracias en América Latina.

 

¿Cómo mira el fenómeno Bolsonaro y cuál es su principal preocupación?

Mi principal preocupación es que durante toda la campaña Bolsonaro ha hecho una cultura de la violencia. Ha dicho que los militares de la dictadura de 1964 habían cometido un error porque torturaron y no mataron a 30 mil personas, y que había que fusilar a todos empezando por el ex presidente Fernando Henrique Cardoso. Con respecto a las  mujeres que estaban buscado los restos de sus familiares dijo que “quien cava en la tierra son perros”. Esto demuestra que es una persona sin ninguna sensibilidad. Es claramente homofóbico, está contra los negros, contra el Nordeste, y ha creado toda una situación de violencia que se está aplicando en las calles.

'Tenemos miedo de lo que pueda pasarle a muchos hermanos nuestros negros, negras e indígenas' Click To Tweet

 

Estuve hace unos días en Dorados, ubicada a 100 kilometros de Paraguay, conversando con la comunidad indígena. Allí, el cacique me contó que dos días después de la victoria de Bolsonaro (no me gusta decirle por su nombre, le digo directamente “el capitán fascista”) fueron tres personas a asesinar a tres indígenas al grito de “viva Bolsonaro”. A mi juicio no es que ahora él habla de una forma más moderada. El presidente tiene un ritual, no puede ser tan tonto. El problema es que por día dice unas diez tonterías porque no entiende nada de nada, nunca fue jefe de algún departamento, ni un político de ejecutar nada y tiene como héroe al más grande torturador de la dictadura que es el coronel Carlos Alberto Brillante Ustra.

También tiene una gran veneración por Hitler porque “ha limpiado Alemania”. No sabemos qué puede ocurrir. Tenemos miedo de lo que pueda pasarle a muchos hermanos nuestros negros, negras e indígenas porque es peligroso, no solo para Brasil sino para América Latina, porque es una extrema derecha violenta que tiene como símbolo un arma y quiere armar a todo el país. Este año han muerto 62 mil personas, imagínense si la gente contara con armas para, como dice él, defenderse matando. Tenemos miedo, preocupación y no sabemos qué puede ocurrir. Este tipo no tiene proyecto político, solo quiere ubicarse en la línea de EEUU, abandonar el Mercosur y romper relaciones con Cuba. Es algo raro en nuestra historia.

 

¿Este perfíl autoritario no esconde un modelo económico?

El modelo que propone Paulo Guedes es de extremo liberalismo. Quiere privatizar todas las empresas estatales, abrir el mercado a las empresas trasnacionales. Cabe destacar que Brasil es un mercado de 200 millones de habitantes. No es neoliberalismo que puede tener algo de civilizado, es extremo neoliberalismo de derecha que quiere entregar el país a los capitales mundiales. Empezaron con el PRESAL, han vendido el barril de petróleo al precio de una coca cola, lo entregaron sin más. Económicamente será un fiasco y tenemos que resistir con un gran frente democrático pluralista y de valores éticos y sociales basados en el respeto al otro, en los derechos humanos.

'Solo quiere ubicarse en la línea de EEUU, abandonar el Mercosur y romper con Cuba' Click To Tweet

 

Usted es teólogo, ¿cómo analiza el apoyo de las iglesias evangelistas y pentecostales a la candidatura de Bolsonaro?

Han jugado un papel fundamental. Cada iglesia fue una maquinaria de creación de fake news, millones de noticias falsas que fueron enviadas por redes sociales, WhatsApp y a los medios de comunicación. Ellos han jugado una carta muy grande. Ahora Bolsonaro recorre esas iglesias y dice que es un enviado de Dios. Tiene el mismo símbolo de Hitler con “Brasil por encima de todo” y hasta se cortó el pelo igual.

 

¿Cómo cree que analiza el Papa Francisco toda esta situación?

Durante la campaña, Francisco habló de la corrupción, de los que dicen mentiras. Él es muy inteligente, bueno es argentino (risas) y está al tanto de todo lo que pasa. Cuando fue el golpe contra Dilma, le envió una carta que yo leí. Yo también recibí una carta suya hace poco tiempo .

 

¿Qué le escribió Francisco en la carta?

No, eso es parte de mi vida privada. En poco tiempo cumplo 80 años y ahí la voy a hacer pública (risas).

 

Usted habló de la necesidad de construir un frente democrático, ¿qué rol cree que tiene que tener el PT en la construcción de ese frente?

Hay un especie de pelea interna en torno a quién debe ser la hegemonía de ese espacio y quién puede ser el jefe. Si Ciro Gomes, si Fernando Haddad, en fin… una cosa típica de una democracia de baja intensidad, pero casi todos los partidos están articulando. La propuesta más viable creo que esta relacionada con la construcción de un Colegio de Líderes que integre a los grandes partidos políticos en un país como el nuestro que es continental. El Nordeste es de una forma, el Sur es de otra y Sao Paulo y las grandes ciudades tienen su dinámica propia. Por eso es importante tener una dirección pluralista que contemple las distintas visones y en todos los frentes dar la batalla. Hay que pensar como El Quijote y no aceptar la derrota sin antes dar todas las batallas.

 

¿La Iglesia Católica podría ser parte de ese frente?

La Iglesia Católica no fue muy profética, pero se ha pronunciado en favor de la democracia. De todas formas no ha tenido la visibilidad y la valentía de ponerse al frente y eso ha permitido el avance de los pentecostales. Ninguna de esas iglesias tiene ética, cuentan con sus canales de comunicación y cada una contiene a sus multitudes.

Igualmente, la Iglesia (católica) siempre ha defendido los derechos humanos, la democracia y eso ahora es fundamental. Es escandaloso que el 10 de diciembre, día de los Derechos Humanos, el Tribunal Superior Electoral va a diplomar a Bolsonaro como presidente, justo ese día en el que él no tiene nada para decir. Hay todo un complot y una articulación que involucra al Poder Judicial y los medios de comunicación. Es un golpe contra la democracia y la única herramienta que tenemos es utilizar la Constitución.

 

¿Usted cree que el fenómeno Bolsonaro puede llegar  a desarrollarse en otros países de la región?

Hay una ola mundial de extrema derecha. Como no tenemos democracias muy sólidas en América Latina, producto del sufrimiento que han generado las dictaduras, es posible que los grupos de derechas se fortalezcan, pero tenemos que hacer alzar nuestra voz de resistencia. Antes peleábamos por la democracia participativa y ahora tratamos de sostener la mínima democracia representativa porque la otra alternativa fue destrozada. Puede ser peligroso.

 

'Tiene una gran veneración por Hitler ' Click To Tweet

 

Bolsonaro es un especie de Trump y, como decía Paul Krugman, en la historia de EEUU nunca hubo un presidente tan tonto y estúpido como Trump. Bueno, acá es igual: en la historia de Brasil nunca hemos un tenido un presidente tan tonto, sin formación política y capacidad como Bolsonaro. Pero bueno, han ganado democráticamente y hay que respetar siendo oposición.

12 noviembre, 2018

Sobre el Autor

Redacción Resumen del Sur