Destacados, Destacados RDS, Entrevistas

“Lula será el principal elector”

 

lulabra

Brasil tendrá elecciones presidenciales en un contexto de crisis política, social y económica. La violencia se acentúa y la principal figura opositora está detenida en un proceso judicial muy irregular. En ese marco, Resumen del Sur conversó con Marco Bastos, analista y consultor en riesgo político que se encuentra de visita en Argentina. Analizó el panorama político del gigante sudamericano y caracterizó a los candidatos que competirán el 7 octubre. Bustos considera que Lula será inhabilitado, pero le adjudica un rol central en el proceso electoral.

 

¿Qué rol tiene un consultor en riesgo político?

Es una profesión algo novedosa en nuestros países, pero mucho más instalada en Estados Unidos y Europa. Básicamente, me dedico a charlar con clientes especialmente del sector privado, pero también con representantes de instituciones públicas, ONGs o sindicatos, sobre la situación política y los riesgos para su sector específico. Te doy un ejemplo: una ONG medioambiental que tiene interés de realizar un proyecto en la amazonía brasilera. Nuestra tarea es explicarle el marco legal, las condiciones a nivel provincial, los gobiernos que estarían a favor o en contra y cuáles serían los empresarios interesados. Es decir, hacer un mapeo político y explicar riesgos y beneficios que pueden surgir de la coyuntura política

Fernando Haddad (PT).

Fernando Haddad (PT).

 

¿Cuál es el panorama que se vislumbra en Brasil en la previa de las elecciones?

El próximo presidente saldrá de estos cuatro nombres: el diputado de extrema derecha Jair Bolsonaro, el exministro de centro izquierda Ciro Gomes, el actual gobernador de San Pablo Geraldo Alckmin y el exintendente de San Pablo Fernando Haddad por el Partido de los Trabajadores.

Bolsonaro (sin contar a Lula que está encarcelado y no podrá ser candidato) es quien encabeza las encuestas con un apoyo que varía entre 17 y 23 por ciento y su punto fuerte es que tiene un electorado muy militante, más militante que la izquierda. Lo acompaña al aeropuerto y comparte sus estados en twitter y Facebook. Pero tiene muchas debilidades, habla por un público muy estricto, es una franja del electorado que está ubicada en un lugar anti sistema, muy nacionalista y con rechazo a avances culturales como la ley de matrimonio igualitario, la despenalización del aborto o la legalización de la marihuana y está muy favor de la mano dura como solución a la violencia. Cuando hablamos de violencia en Brasil es mucho más grave que la Argentina. En términos numéricos,  hay 63 mil homicidios al año, la tasa de homicidios en Brasil está ubicada en 25 por cada 100.

#Brasil ´Lo cierto es que #Lula no puede ser candidato´ Click To Tweet

 

Otro punto débil de Bolsonaro es que ninguna de las fuerzas políticas que competirán en las elecciones lo apoyará en un eventual balotaje. Esto lo he hablado con gente importante del PT y el PSDB. Entonces, si llega a segunda vuelta tendrá a todas las fuerzas políticas en contra, un escenario parecido al de Francia cuando Marine Le Pen enfrentó en segunda vuelta a Emmanuel Macron.

La elección en Brasil es una nube de plata, cuesta muy caro. De hecho, el escándalo del Lava Jato tiene que ver con eso. La propaganda en la televisión brasilera históricamente ha sido importante. El tiempo de tele que cada candidato tiene está vinculado con la cantidad de diputados nacionales que tiene. En este contexto, Bolsonaro tendrá 9 segundos mientras otros llegaran a tener entre 3 y 5 minutos, es una diferencia muy grande. De todas formas, posiblemente llegue a segunda vuelta.

El segundo referente es Ciro Gomes, exponente de la centroizquierda que siempre tendió al intervencionismo económico y llegó a ser ministro en el gobierno de Fernando Henrique Cardoso y Lula Da Silva. Más allá de haber apoyado los gobiernos de Lula y Dilma Rousseff siempre mantuvo un espíritu crítico desde la izquierda. Su principal fortaleza es que no tiene escándalos de corrupción y tiene habilidades para tejer alianzas.

bolsonaro

Jair Bolsonaro

Un estilo similar al pargmatismo de  Lula…

Lo mimetiza y quiere ocupar ese espacio. La lecutra que hace Gomes del escenario político brasilero es que las elecciones presidenciales entre 1994 y 2014 siempre estuvieron polarizadas en dos campos ideologicos: la centroziquierda bajo el ala del PT y la centroderecha bajo el paraguas del PSDB. Para él, esto ya no será así dado que hubo muchos cambios luego del impeachment a Dilma, el paro de trabajadores camioneros, las movilizaciones de 2013 y el Lava Jato que modificaron estructuralmente las condiciones, y eso afectaría las elecciones. Quiere ser el heredero de partidos de centro izquierda que no quieren apoyar al PT y de centroderecha que no quieren al PSDB. Quiere construir un campo propio muy difícil de hacer, pero que si resulta lo convierte en favorito.  La principal dificultad es que juega contra la historia que marca que el PT y el PSDB siempre van a segunda vuelta y él tiene un partido muy chico.

´Según Datafolha, un 25 % de los consultados votaría por el candidato que #Lula indique´ Click To Tweet

 

En tercer lugar tenemos en Geraldo Alckmin que, al ser gobernador de San Pablo, gobierna 1 de cada 4 habitantes del país. San Pablo tiene el 25 por ciento de la población brasilera y maneja un 40 por ciento del PBI del país. Alckmin es bueno haciendo acuerdos y tejiendo alianzas y se va a vender a su electorado diciendo que en medio de la crisis y la incertidumbre es necesario votar  a alguien experimentado y que conozca la cosa pública. Su principal debilidad es que tiene un yerno investigado en el Lava Jato, habrá que ver si esto lo perjudica. A su vez, no tiene el apoyo de todo el PSDB. Alckmin es el presidente del partido, pero hay grupos que no van a trabajar para su candidatura. Podemos mencionar dos, el senador Aeccio Neves que fue herido de muerte por la Operación Lava Jato que, a pesar de no estar detenido, hay acusaciones muy pesadas sobre él y si llega a perder su banca podría ir preso el año que viene. La otra figura es Joao Doria, menos conocida en el exterior, que renunció como alcalde de San Pablo para postularse a la gobernación y él mismo se vende como un outsider, critica a la política y se reivindica como hombre de negocios que no necesita de la política para vivir. Muy parecido a Sebastián Piñera en Chile y Mauricio Macri en Argentina. Doria es la derecha contemporánea en América latina que busca mostrarse como tecnocrática. Tiene el apoyo de grupos de extrema derecha que emergieron luego de las movilizaciones de 2013 que dicen que el PSDB es un partido demasiado moderado.Utilizan al PSDB como instrumento de sus agendas, pero no comparten las ideas.

#Brasil ´A Bolsonaro, ninguna de las fuerzas políticas lo apoyará en un eventual balotaje´ Click To Tweet

 

Si Alckmin no tiene éxito en la candidatura presidencial y Doria sí en su carrera la gobernación, el PSDB caerá en manos de un sector conservador de ultraderecha, eso es un dato para tener en cuenta.

ciro

Por último, tenemos al PT,  y digo PT en lugar de Fernando Haddad que puede ser el próximo presidente, porque Haddad no fue confirmado como candidato dado que el PT sigue sosteniendo la candidatura de Lula como parte de una campaña que busca mostrar lo que se considera una injusticia que es la detención de Lula, por eso la campaña “Lula Libre”. Lo cierto es que Lula no puede ser candidato, en primer lugar porque está preso y aunque pueda ser liberado, al tener una condena en segunda instancia quedaría inhabilitado por la ley de ficha de limpia.

 

¿Qué posibilidad hay de un acuerdo entre Gomes y Haddad o el PT?

Si tuviera que poner un número de probabilidad de eso, diría que hay un 5 por ciento. Hay fundamentos muy sólidos por el cual el PT tiene que tener un candidato propio. El PT logró convencer a la opinión pública que lo que sucedió en 2016 con Dilma Rousseff no fue un impeachment sino un golpe. Según Datafolha, un 48 por ciento de lo brasileros creen que hubo un golpe y un 25 por ciento de los consultados votaría por el candidato que Lula indique. Esto no es automático y puede ser que la transferencia se diluya con otras fuerzas de izquierda, pero Lula será el principal elector de Brasil este año.

El próximo presidente saldrá de Jair Bolsonaro, Ciro Gomes, Geraldo Alckmin o Fernando Haddad Click To Tweet

 

Otro de los motivos es que el PT tiene 5 gobernadores, es un partido más grande. Ciro Gomes está mejor ubicado en las encuestas, pero las encuestas hay que tomarlas con cuidado porque estamos a 120 días de la elección, en pleno mundial y solo el 2 por ciento de la población habla de política todos los días. El resto está preocupado por el desempleo o conduce un Uber para llegar a fin de mes. Por todo esto no creo que el PT apoye a Ciro Gomes, y el propio Gomes dijo que no ve posible una unión de las izquierdas bajo su candidatura.

Geraldo Alckmin (PSDB)

Geraldo Alckmin (PSDB)

¿Quién crees que puede llegar a la segunda vuelta?

Es un escenario abierto. Puede ser de nuevo el PT y el PSDB, aunque tampoco podemos descartar a Jair Bolsonaro y Ciro Gomes. Gomes envía señales a la izquierda, aunque hace algunos días dijo “la unidad de las izquierdas le interesa a dos sectores. A la derecha y a la burocracia del PT”. La burocracia del PT, en gran parte, está en la cárcel por las causas del Mensalao y el Lava Jato. Por otro lado, Lula nunca permitió la construcción de otros liderazgos en la izquierda y ese es el principal elemento por el que digo que Fernando Haddad será el candidato. Haddad es un excelente cuadro, un Doctor por la Universidad de San Pablo, un hombre público que fue Ministro de Educación del segundo gobierno de Lula y alcalde de San Pablo con el apoyo de Lula, pero que no tiene liderazgo político. En este último tiempo se desempeñó como coordinador general de la campaña “Lula libre” y es el responsable del contenido programático de lo que hoy es la campaña presidencial del PT.

 

21 junio, 2018

Sobre el Autor

Augusto Taglioni

Director de Resumen del Sur, periodista. Mar del Plata