Destacados, Entrevistas

Martin Granovsky: “el Mercosur está siendo vaciado de contenido”

 

mg1

La suspensión de Venezuela del  Mercosur es uno de los temas mas importantes de la agenda regional. Reivindicados por detractores del país bolivariano y repudiado por sus aliados, el gran interrogante es si verdaderamente contribuye a la resolución de la crisis venezolana. De esto hablamos en Resumen del Sur con Martín Granovsky, periodista, Licenciado en Historia, columnista del diario Página 12 y Coordinador de Clacso TV quien consideró que Mauricio Macri y Michel Temer “se sacaron de encima a Venezuela”.

 

Resumen del Sur: ¿Como se analiza la suspensión de Venezuela del Mercosur?

Martín Granovsky: Por un lado hay que analizarlo como una forma que tienen  los gobiernos de Brasil y Argentina de sacarse las ganas. En este caso, sacarse las ganas para Mauricio Macri, Michel Temer y  Horacio Cartes apunta a quitarse de encima a Venezuela que, hace cinco años entraba como miembro pleno. Esto hace perder desde el punto de vista de la ecuación política, energética y geográfica, de un mayor comercio intra-zona. La incorporación de Venezuela no buscaba algo simbólico sino algo útil. En ese sentido, el Mercosur está siendo vaciado de contenido, es cada vez menos un bloque comercial y político y más una zona de libre comercio mas o menos difusa.

Por otro lado, Macri y Temer venían tratando de castigar a Venezuela con diferentes objetivos, uno el de perfilarse como  algo distinto y el otro relacionado con las políticas internas, este no es el único país del mundo en el que la palabra chavista es considerada un insulto para los sectores conservadores, en donde con el fin de estigmatizar a otro se lo denomina “chavista”, “populista”, ser feo sucio y malo incluye ser chavista no solo en argentina  sino en Brasil, España, Inglaterra, Uruguay y muchos otros países más. Con esto no me niego al análisis critico de lo que ocurre en Venezuela ni el endiosamiento de Maduro ni nadie.

La forma de la suspensión, según el análisis de Oscar Laborde y mi propio analisis, fue irregular. En esa línea, Bolivia presentó una denuncia. Es un castigo que debilita al Mercosur y no resuelve la crisis en Venezuela, como deberían hacer los vecinos.

RsD: ¿Cuál es el rol del Mercosur en la resolución de la crisis venezolana?

MG: Desde afuera no hay manera de resolver ningún conflicto interno. La forma de intervención no sirve, Evo Morales dijo en la Cumbre de Mercosur ultima en Mendoza a modo de ejemplo que la injerencia de externa en Libia e Irak no   sirvió como forma de resolución del conflicto. Lo que hubo ahí fue intervención extranjera, desarticulación del Estado y más muertos. En algún momento, UNASUR cumplió la función de mediador en casos concretos. Por ejemplo, en Bolivia en 2008  cuando estuvo a punto de la guerra civil y la secesion, otra fue en el alzamiento militar contra Rafael Correa en Ecuador y también la propia Venezuela  en donde los presidentes, tal vez más discretamente, intervinieron. Una de las primeras cosas que hizo Lula en 2003 cuando asumió el gobierno fue crear un grupo de amigos de Venezuela que incluía a pases que estaban en contra de Chavez. Pero eran “Amigos de Venezuela”, es decir, eran amigos de una solución negociada a los problemas de Venezuela. Después cada cual tiene sus simpatías y antipatías. A no ser que, y no quiero acusar a nadie porque a veces lo que hay es inconsciencia de los gobiernos, que alguien quiera que reviente todo. Ahora, si revienta Venezuela, en si mismo el reventón de cualquier país es un desgracia, por efecto se transforma en vidas perdidas, desagaste, destrucción económica, en destrucción de sistemas productivos que cuesta mucho tiempo recuperar, en heridas políticas e individuales, ciudades en ruinas, es decir, no es un chiste. por generosidad uno debiera garantizar que los conflictos no escalen. Y el otro es punto es por conveniencia, ¿acaso le sirve a Colombia que la crisis en Venezuela estalle? Santos parece estar jugando para que estalle. ¿Le conviene un estallido luego de firmar la paz?

RsD: La migración interna es otro punto…

MG: Claro, absolutamente. Además, la migración existe. Venezuela tiene un emigración interna de clase media profesional que se van por la crisis y de Colombia a Venezuela de sectores mas humildes  que son en su mayoría nietos de desplazados por la guerra civil y por la apropiación de tierras de los sojeros y grandes ganaderos colombianos. Entonces, el reventón de Venezuela puede ser, no se si el reventón de Colombia pero sí un factor que desestabilice, como mínimo, a Colombia. Los sacudones en el vecindario siempre terminan yendo contra uno mismo.

RsD: ¿Puede Cuba mediar en el conflicto venezolano como lo hizo en Colombia?

MG: Sí, todo lo que contribuya a la resolución del conflicto desde una perspectiva latinoamericana es bueno. Lo mismo que se hizo durante la crisis en América Central y el auge de la contra anti-sandinista cuando se armó el grupo La Contadora en Mexico. Primero se había armado en sudamerica el grupo de ayuda Contadora con Argentina, Brasil, Peru y Uruguay, ayudando a Mexico, Panama, Venezuela y Colombia, estamos hablando de la década del 80.

Después estuvo la mediación de Néstor Kirchner entre Venezuela y Colombia, con Chavez y Uribe. Fue la ultima gran actividad de Kirchner antes de morir. Fue una mediación exitosa  en donde ninguno de los dos gobiernos quería designar embajadores a tal punto que  Kirchner dijo textual “yo no vine de pelotudo, o anuncian mañana no solo reanudación de las relaciones sino el nombre de los Embajadores o convoco a una conferencia de prensa y me voy”. Eso surgió efecto, yo entiendo que dede ser difícil para los venezolanos imaginar canales de diálogo en situaciones de extrema polarización, violencia y agravios mutuos son muy duros.

Si se resolvió Colombia, la violencia que en este caso se escribe con B porque es el ciclo histórico que empieza con el bogotazo y registró 150 mil muertos, otros hablan de 300 mil fallecidos. Ni lejos es lo que ocurre en Venezuela esto. Si esto se pudo resolver con la mediación de Cuba, Noruega y otros paises, porqué llegar a la situación colombiana para intervenir. Entonces, se necesitan dos cosas, la generosidad o por lo menos el realismo de decir “yo no quiero a estos tipos pero la verdad que si revienta a mí no me conviene

RsD: Capriles propuso cambiar interlocutores. ¿Cuanta posibilidad de unir las partes?

MG: Si se piensa en alguien para llevar a cabo la gestión de buenos oficios significa que hay alguien dispuesto para hacerlo. Igualmente yo escuche otras declaraciones de Capriles, aunque no niego sus intenciones, por ahora apunta por un lado a negociar y por otro lado a tensionar. En Clarín n vi  un Capriles pensando en el desgaste económico como parte de un desgaste político que permita perder apoyo popular al gobierno.

RsD; ¿La agudización de contradicciones contribuye al diálogo?

Yo diría que no, pero insisto con el caso colombiano. Si se resolvió Colombia, es decir, si se puede dialogar después de 300 mil muertos, creo que se puede dialogar en cualquier circunstancia, en cualquier país y en cualquier momento histórico.

25 agosto, 2017

Sobre el Autor

Redacción Resumen del Sur